Miguel Torruco Marqués, propuesto por Andrés Manuel López Obrador como futuro secretario de Turismo, aseguró que a quien no le guste la reducción a los salarios de los servidores públicos puede irse a la Iniciativa privada y ganar de acuerdo a su capacidad.

Por medio de su cuenta de Twitter el empresario defendió el Plan de Austeridad Republicana del futuro gobierno.



Aseguró que en un país como Mexico con más de 50 millones de pobres, que un servidor público gane más de 400 mil pesos mensuales es un insulto.

“En México con más de 50 millones de pobres, como servidor público ganar 400 mil pesos mensuales más bonos y privilegios, es un insulto al pueblo. Quien no esté de acuerdo, los invito a emprender en la IP y generar y ganar lo que su capacidad les permita como libres empresarios”.



Torruco Marqués expresó que en nuestro “empobrecido país” aferrarse a ganar como funcionario público un sueldo muy por arriba de los presidentes de naciones desarrolladas, es no estar acorde a nuestra realidad.
“Como diría John Winston Lennon: The Dream is Over (el sueño terminó)”.
Con información de El Universal.

Funcionarios que no estén de acuerdo con la reducción de salarios pueden irse: Miguel Torruco



Miguel Torruco Marqués, propuesto por Andrés Manuel López Obrador como futuro secretario de Turismo, aseguró que a quien no le guste la reducción a los salarios de los servidores públicos puede irse a la Iniciativa privada y ganar de acuerdo a su capacidad.

Por medio de su cuenta de Twitter el empresario defendió el Plan de Austeridad Republicana del futuro gobierno.



Aseguró que en un país como Mexico con más de 50 millones de pobres, que un servidor público gane más de 400 mil pesos mensuales es un insulto.

“En México con más de 50 millones de pobres, como servidor público ganar 400 mil pesos mensuales más bonos y privilegios, es un insulto al pueblo. Quien no esté de acuerdo, los invito a emprender en la IP y generar y ganar lo que su capacidad les permita como libres empresarios”.



Torruco Marqués expresó que en nuestro “empobrecido país” aferrarse a ganar como funcionario público un sueldo muy por arriba de los presidentes de naciones desarrolladas, es no estar acorde a nuestra realidad.
“Como diría John Winston Lennon: The Dream is Over (el sueño terminó)”.
Con información de El Universal.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario